Black Friday

¿Cómo prepararse para el Black Friday?

Se conoce como «viernes negro»​ o Black Friday  al día que inaugura la temporada de compras navideñas, con significativas rebajas en muchas tiendas minoristas y grandes almacenes. Para este 2020 será exactamente el 27 de noviembre. ¡Ya se viene! Por eso, en este artículo queremos contarte todo acerca de este importante evento anual, para que estés bien preparado y tengas bastante éxito.

Aunque no es oficial en Latinoamérica, hay países como Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Ecuador, Costa Rica, México, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú, Puerto Rico, República Dominicana y El Salvador que han impulsado el comercio en línea en algunas de sus tiendas con esta modalidad.

Black Friday es un evento comercial muy similar al Cyber Monday o cualquier otro de esta naturaleza que está destinado a “captar” el mayor número de clientes posibles en cierto y determinado período de tiempo, en una relación ganar- ganar donde el cliente aprovecha ofertas o rebajas en productos/servicios y la marca aprovecha de vender mucho y atrapar nuevos clientes.

Pero para poder sacarle el máximo provecho, tenemos que conocer en primer lugar los errores que algunas empresas han cometido en los eventos de años anteriores, y con ello evitar que caigamos en ellos.

Black Friday

Lo que debés hacer

A nivel técnico, para estar preparados de cara al Black Friday, lo primero que tenés que hacer es tener muy claro el performance del sitio. Si por ejemplo, en el sitio se banquea un número muy importante de consultas y tiene una interacción total, su carga más importante será la base de datos.

¿Por qué? La base de datos es la que hace que todo el sitio se ponga más lento. A medida que los usuarios van ingresando, comienzan a consultar y generar interacción, lo que deriva en una carga que tarda en responder; gracias a eso muchos sitios se caen, por un asunto técnico que tiene que ver básicamente con el servidor.

Es por esto que debés chequear que en tu sitio se banque la cantidad de consultas, que es algo distinto a la cantidad de visitas. También es importante que sea realmente navegable, incluso hasta en un teléfono celular; de manera que los usuarios puedan tener acceso rápido, al alcance de su mano.

Por otra parte, tenés que probar el circuito del check out, que esté cómodo y que sea bueno para poder trabajar. Muchos ponen el check out en una sola página, y esta es la mejor opción porque así funciona mejor sin tener que esperar el engorroso proceso de carga uno tras otro.

Otro aspecto fundamental para armar una buena estrategia técnica, de cara al venidero Black Friday es programar las automatizaciones. Esto es verdaderamente clave, porque toda aquella persona que llegue al carrito y lo abandone hay que seguirlo con toda una acción de remarketing. Y eso es posible si tratás con antelación todo el tema de las automatizaciones.

Con ello, podés incluso hallar muchas más formas de ampliar la estrategia comercial. Decirle por ejemplo a tu audiencia de inmediato algo como “vos que acabás de comprar esto, mirá que está esto otro también en oferta”.

Ahora bien, los landings atemporales juegan un papel muy necesario y que no podés descuidar. Por lo que tenés que procurar que todo el SEO que vayas a generar, no vaya en función de frases como “Black Friday 2020”; porque esa página va a recibir muchísimo tráfico y tenés que aprovechar la misma URL, aunque varía el contenido, para usarla más adelante en otros tiempos.

¿Y los tiempos?

El gran problema que tiene Black Friday y todo este tipo de eventos tiene que ver con los envíos, colapsa todo el sistema que tiene que ver con esto. La verdad es algo muy complejo, porque no es totalmente posible cumplir con los tiempos y términos que se piden.

Entonces es cuando corresponde que vos elabores con suficiente antelación los anuncios de lo que tendrás en oferta, rebaja o promoción para el Black Friday. Nos referimos a la preventa, porque por lo general la gente comienza a tomar posibles decisiones de compra respecto de este evento con unos 45-60 días antes.

Con la venta “antes de” debés valerte de recursos como los cupones de descuento, podés enamorar al cliente y asegurar su compra; siempre que le digas las cosas claras. Por ejemplo, “te envío tu pedido a partir de tal fecha” (preferiblemente una vez que haya pasado el Viernes Negro).

Una buena técnica es mandarles la preventa o el cupón de descuento vía email a todos tus clientes. Recordá que la idea es alargar la venta con el antes, durante y después del evento.

Black Friday

No podés olvidar…

Desarrollar a tu público. Ya te dijimos que la gente suele tomar posibles decisiones de compra respecto al Black Friday con bastantes días de antelación. Así que tenés que empezar a desarrollar ese público para poder trabajarlo después.

El principal problema que enfrentan los ecommerce es que le venden el mismo producto al mismo público, y eso deriva en que en algún momento esa gente se canse de ello. Esto ocurre porque no trabajan la generación de público nuevo.

Si no tenés una campaña previa para generar público nuevo, es muy probable que el Black Friday se te caiga; o que no cumpla con las expectativas que te planteaste. Así que procurá tenerla para luego hacéle las distintas automatizaciones para llevarlo a una landing, remarketing, a que te deje un correo para trabajarlo en las listas y mandarles la preventa, etc.

Lectura recomendada: Ventajas de los sorteos en Instagram

Compartir este post

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on email

Artículos relacionados